CASO

Pixelmap Studios ha sido nuevamente el responsable de diseñar el escenario principal del festival, de 70×30 metros y dotado de un sofisticado diseño con 400 metros cuadrados de pantallas LED y 200 cabezas móviles de luz que se ha sido uno de los principales focos de atracción del certamen. En palabras de la organización «ha sido el escenario más sofisticado y de mayor complejidad técnica de nuestra historia que ha ofrecido a los dreamers un espectáculo visual, lumínico y pirotécnico sin precedentes».